Migrantes abandonan albergues en Ciudad Juárez y se entregan a patrulla fronteriza

Migrantes abandonan albergues en Ciudad Juárez y se entregan a patrulla fronteriza

Unos 2 mil migrantes fueron detenidos por la Patrulla Fronteriza, luego de que abandonaron los albergues apoderados de frenetismo y desesperación ante el final del Título 42

 

Este jueves, cientos de migrantes entraron en caos y empezaron a abandonar albergues y sus casas de campañas en Ciudad Juárez, para entregarse a la Patrulla Fronteriza y la Guardia Nacional de los Estados Unidos, antes de que concluya el Título 42, e inicie el 8, con la deportación masiva.

Desde el jueves, son miles quienes confluyen en el bordo del Río Bravo, entre migrantes, policías, militares y medios de comunicación, todos alrededor de la Puerta 42, la cual se abrirá el viernes para detener a los cerca de mil migrantes que ya se encuentran ahí, con la última esperanza de ser amnistiados humanitariamente por el gobierno de los Estados Unidos.

El miércoles y jueves pasados, cerca de 2 mil fueron detenidos por la Patrulla Fronteriza, ya que los migrantes entraron en un frenetismo y desesperación ante el final del Título 42, que les daba una esperanza de recibir asilo humanitario.

Mientras tanto, en la Ciudad de El Paso, el gobernador Abbot, ordenó la apertura de albergues en escuelas oficiales, donde se concentrará a los migrantes que cruzaron ilegalmente a los Estados Unidos, para ser deportados de inmediato y trasladados vía aérea a su país de origen.

De hecho, desde el jueves comenzaron al menos con 3 vuelos a Centro América, a través de los cuales fueron deportados cientos de hondureños y guatemaltecos, hombres  y mujeres exclusivamente.

En Ciudad Juárez, la policía retiró al menos 20 casas de campaña que fueron abandonadas, donde dormían los migrantes enfrente de la Presidencia Municipal, y sobre la calle General Rivas Guillén, frente a las instalaciones del Instituto Nacional de Migración.

Paralelamente, la Dirección de Derechos Humanos del municipio está ofreciendo los servicios del albergue Kiki Romero a las personas migrantes que lo necesiten, el cual cuenta con diferentes servicios y programas como dormitorios, alimentos, productos de higiene personal, área de regaderas, bebederos, consultorio médico, biblioteca, área de calistenia, patio, internet gratuito, asesorías migratorias, bolsa de trabajo y otros, con capacidad para 200 personas.

De la ciudad de El Paso, Texas, frontera con Ciudad Juárez, en Chihuahua, salieron los primeros aviones con cientos de migrantes, hoy principalmente de Honduras y Guatemala, que en adelante serán deportados inmediatamente después de ser detenidos por agentes de la Patrulla Fronteriza de los Estados Unidos.

Esto, luego que este viernes al mediodía finalmente quedará cerrado el Titulo 42 de retorno por motivos de salud, el cual obligaba que los migrantes que eran detenidos en El Paso, fueran retornados a Ciudad Juárez, o la frontera más cercana en México. Pero a partir del viernes, al abrirse el Título 8, procede su inmediata deportación a sus países de origen.

Del aeropuerto de El Paso, dentro de la rama de operaciones aéreas del Servicio de Inmigración y Control de Aduanas (ICE, por sus siglas en inglés) de los Estados Unidos, salieron los primeros vuelos de repatriación a América Central y países seleccionados en América del Sur y el Caribe, dijo un funcionario de ICE.

Todos los que viajaban en los vuelos eran hombres y mujeres adultos con edades comprendidas entre los 18 y los 59 años. La mayoría fueron expulsados aún bajo la autoridad de salud pública del Título 42.

Los vuelos iban con destino a Ciudad de Guatemala y San Pedro Sula, Honduras.

 

 

 

 

 

 

Share
%d