Caen Pumas ante Juárez por goliza

Caen Pumas ante Juárez por goliza

Los felinos fueron derrotados por cuatro goles a uno en el estadio Olímpico Benito Juárez

Los Pumas fueron víctimas de sus propios errores ante FC Juárez y por culpa de estas fallas acabaron goleados 4-1 en el Estadio Olímpico Benito Juárez donde fueron víctimas de un equipo contundente que aprovechó todas las fallas de los felinos.

El primer error fue una mano de Eduardo Salvio en el área. Parecía que el árbitro Iván Antonio López no lo iba a marcar, pero el mediocampista Javier Salas lo presionó y le hizo ver que era una mano clara, así que se decretó el penal que fue acertado por Santiago Ormeño en el 1-0.

Pumas había tomado el balón y tenía posesión del mismo a lo ancho del campo, pero les costaba elaborar jugadas de gol. César Huerta y el propio Salvio eran quienes ponían más futbol, pero sufrieron para tener opciones claras. Fue entonces cuando Diego Campillo logró su gol.

El juvenil de 21 años tomó el balón afuera del área y, con una marca débil de José Caicedo, mandó un disparo potente que venció a Julio González en el 2-0 que ampliaba el marcador a los 32 minutos.

Para colmo, cinco minutos después, en un tiro de esquina, nadie estaba marcando a José García, quien apareció en el corazón del área y remató de cabeza para convertir el 3-0. FC Juárez tenía el partido en la bolsa en tan solo 45 minutos.

Para la segunda parte, Antonio Mohamed mandó algunos cambios esperando una reacción, entre ellos le dio ingreso a Juan Ignacio Dinenno y a Emanuel Montejano, pero ninguno de estos delanteros tuvo gol pese a que pedían el balón.

El descuento de Universidad llegó gracias a una jugada individual de Chino Huerta, quien entró al área tras dejar a tres jugadores atrás. Mandó un disparo que fue atajado por Talavera, quien soltó el balón y sin querer uno de los defensas chocó con el balón que le volvió a caer a Huerta, quien consiguió el 3-1.

Ya cuando Pumas estaba volcado al frente y Juárez solo esperaba una jugada para armar un contragolpe. Así fue como llegó un centro que Julio González no supo controlar y arrolló a Avilés Hurtado por lo que el penal era inevitable, aunque el árbitro tuvo que consultarlo en el VAR para estar seguro.

El propio Avilés Hurtado cobró y engañó a González con un disparo al centro para el humillante 4-1 que tiene a Juárez peleando en la parte alta de la clasificación, mientras que Pumas sufrió su primera derrota del torneo, pero le sigue costando hacer goles.

Share
A %d blogueros les gusta esto: